domingo, 9 de diciembre de 2012

Mascarilla facial casera para las manchas

Muuuuy buenas :D

¡Hoy vamos a tirar de la despensa! Os traigo una receta casera y muy fácil para hacer una mascarilla facial, la he probado, claro, si no no tendría gracia ;)

Tengo la piel mixta, sensible, con pecas y alguna manchita facial que me ha salido últimamente.

¡¡¡MUY IMPORTANTE!!!

Casi cualquier tratamiento comercial, por no decir todos, y cualquier mascarilla, peeling, exfoliante, etc etc... que sea para las manchas y si además lleva en sus ingredientes vitamina C, es muy importante aplicarlos o bien por la noche o cuando estemos seguras de que no nos va a dar el sol en la zona, ya que el ácido cítrico hace que la piel se vuelva fotosensible.

Así que si después del tratamiento, aunque hayan pasado varias horas, vamos a salir a la calle, hay que lavarse bien la cara y además de la hidratante normal darnos protección solar, la mía es SPF 50. Y sí, en invierno también, por lo menos SPF 30. Si no lo hacemos corremos el riesgo no solo de no reducir las manchas, si no de provocarnos un efecto rebote y que en vez de aclararse se oscurezcan o salgan más. ¡Que lo sepas! ;)

Sin más enrolle, sigo.

Necesitamos:

1 cd de yogur natural normal sin azúcar, nada de desnatados
1 cd de miel
1 chorrito de limón, unas 15 gotas más o menos


Mezcla hasta que esté homogéneo y aplica sobre la piel limpia y seca unos 20-30 minutos y retira con agua fresca.


Esto de arriba no está muy homogéneo... así que hay que mezclar un poquito más ehh jejejeje

Queda una textura bastante líquida, no os recomiendo que os la apliquéis con las manos porque os aseguro que os vais a poner pringando. Yo las mascarillas, sobre todo las caseras que suelen quedar líquidas, me las doy con esta brocha de Avon, me la regalaron hace ya tiempo, es para aplicar base y ahora mismo en el catalogo esta por 10.50€.


Sale bastante cantidad, me da para toda la cara, cuello y escote dos pasadas incluso, y me queda para otra vez, lo que hago es congelar la mezcla en un tuppercito y ya la tengo preparada para la próxima.

Podemos aplicar solo el yogur natural, unos 15 minutos. Contiene ácido láctico, que tiene propiedades exfoliantes enzimáticas, así que conseguimos una exfoliación química suave. Es muy nutritivo por lo que previene la sequedad y nos ayuda a tener un rostro menos tirante y más luminoso. Su efecto bactericida nos ayuda a eliminar impurezas, a combatir el acné, los granos y evitar las marcas.

También podemos usar solo la miel, templarla un poquito y aplicarla con un algodón o con la brocha. La miel tiene propiedades antioxidantes así que nos ayuda a combatir la acción de los radicales libres y regenerar la piel. Es antiséptica y antibacteriana, genial también para el acné y los granos. Tiene propiedades humectantes y nos hidrata en profundidad, además también aclara y unifica el tono.

Dependiendo del tipo de piel se puede usar una variedad u otra de miel, por ejemplo para las pieles sensibles se recomienda la miel de romero o mieles blancas como la de azahar. Las mieles oscuras como la de tomillo o la de mil flores es adecuada para las pieles grasas.
Yo, aunque tengo la piel sensible uso la mil flores, me va bien, no noto nada negativo y me deja genial la zona T. 

Y el limón, también tiene propiedades antibacterianas, volvemos de nuevo entonces con los beneficios para el acné, los granos, espinillas, puntos negros... Pero sobre todo es astringente así que nos ayuda a regular los niveles de grasa en la piel y cerrar los poros. Gracias al ácido cítrico nos hace un peeling químico perfecto para aclarar pecas y manchas. Se puede aplicar el zumo del limón directamente con un algodón sobre la piel. Lo dejamos actuar entre 10 y 30 minutos, dependiendo de tu tipo de piel y como vaya reaccionando. Si tienes la piel sensible, como yo, rebaja el zumo con agua, depende de la tolerancia de nuestra piel lo podemos rebajar más o menos. Pasado el tiempo aclara muy bien la piel e hidrata inmediatamente, ya que el limón puede resecarla bastante.

En resumen, con la mezcla de los tres ingredientes vamos a hacernos un peeling químico suave, vamos a poner en su sitio a la grasa, de la zona T en mi caso, el acné, granos y puntos negros, iluminamos, nutrimos e hidratamos la piel, le pegamos una paliza cual feroces anti-disturbios a los radicales libres, regeneramos la piel, aclaramos las manchitas, unificamos el tono y cerramos por poros.

Como siempre, espero que os haya gustado la idea y la probéis. 

¡Ah! Y parece una tontería, pero tomaos un tiempo para vosotras, parece que no, pero estos tratamientos hacen más efecto si los aplicamos de relax. Ponte un bañito caliente, échale una bolita de esas tan monas y que huelen mmmmmmm que burbujean y tienen aceiticos esenciales que te dejan la piel suavecisima... o vierte medio bote de tu gel favorito para que te puedas perder un rato entre la espuma, no se, ¡lo que quieras! Pero que te mimes, aunque sean 30-40 minutillos, además, así si a la mascarilla la da por chorrear, no pasa nada, ¡que chorree! sin vergüenza ninguna ;P XD

Os recomiendo que os la hagáis en fin de semana o cuando sepáis que no vais a tener ningún acto social importante, porque aunque a mi no me ha pasado, es posible que debido al ligero peeling químico que realiza la mascarilla, aunque es con ingredientes naturales, la piel al regenerarse se pele o escame un poquitin, nada exagerado, pero puede pasar en los 2 días posteriores, yo aviso, no vaya a ser que os pase y penséis: "Mira la tía perraca esta, que nos da una mascarilla para que se con caiga la piel a tiras cual lagarto ¡y no dice ni mú!" 
Un peeling es más profundo que una exfoliación normal y elimina capas superficiales de piel, podría pasar y solo necesitaremos algo de hidratación extra.

Y ya por último, muy importante también, ¡escuchad a vuestra piel! Yo, aún teniendo la piel sensible, no tengo ninguna reacción negativa, no me pica ni escuece, aunque podría ser normal al llevar limón, si en vuestro caso, al aplicarla, notáis molestias importantes como picazón, escozor, enrojecimiento,... pues nada, ni un minuto más en la carita, rápidamente os aclaráis con agua fresquita y os dais crema hidratante.

Ahora ya si que he terminado :) Os aseguro que intento hacer entradas no muy largas, pero no me saleeeeeee jajajaja Seguiré esforzándome ¡I promise!
Besitos y gracias por leerme.

No hay comentarios:

Publicar un comentario